Torroella de Montgrí

UNA VILLA REAL AL PIE
DEL MACIZO DEL MONTGRÍ

Sólo a 6km del mar y al abrigo del Montgrí (302m), regada por el río Ter que da vida a la llanura.
Una villa que viaja en el tiempo y respeta la historia.

Al pie del macizo calcáreo del Montgrí se encuentra Torroella de Montgrí, una villa real rodeada de campos y huertos regados por el tramo final del río Ter. El clima es agradable, con una temperatura media anual de 14,8º C, una media en enero de 8,8 º C y en julio de 22,5º C. Las principales fuentes de riqueza son la agricultura, gracias a las fértiles tierras de regadío, y el comercio, con un mercado semanal cada lunes por la mañana.

La industria también esta representada en la localidad a través de talleres y pequeñas empresas. Sin ser una población turística por excelencia, Torroella ofrece unos atractivos cada vez más buscados por los visitantes: conservación de los rasgos genuinos de la comarca del Empordà y una oferta comercial considerable. Las frecuentes actividades de carácter cultural atraen también a los turistas y a los residentes habituales de la zona.

UNA POPBLACIÓN CON
PERSONALIDAD

Pasear por Torroella es también un paseo a través de los tiempos. De los vestigios de la Torroella amurallada, el portal de Santa Caterina (s. XI-XIII), la torre de las Brujas (XV-XVI); dos joyas del municipio, la iglesia gótica de Sant Genís (s.XIV-XIX) y el castillo de Montgri (s.XIII); de los siglos XVI-XVII la Casa Pastores, la Casa del Médico en la calle Mayor y para terminar un último toque especial, las casas coloniales construidas por los americanos que después de hacer fortuna volvieron a casa, y que hoy en día también forman parte de este archivo arquitectónico.

PATRIMONIO
ARQUITECTÓNICO 

Los callejones estrechos caprichosamente estructurados, el impresionante conjunto historicomedieval donde se palpa ya la intensa vida cultural de la villa, un comercio abierto a todos y el talante amable de su gente son rasgos destacables.

El Castillo del Montgrí

Construido entre los años 1294 y 1301, el castillo del Montgrí se erige hoy día como símbolo del municipio. Desde esta fortaleza inacabada, que en su momento encarnó la fuerza del reinado de Jaime II frente al condado de Empúries, se divisa un paisaje espectacular. Subiendo a lo más alto de alguna de las torres de este mirador del Empordà, podrá disfrutar de una magnífica vista panorámica de 360 grados. Recorra el paisaje de norte a oeste y contemple la bahía de Roses y Empúries, el Canigó, los Pirineos y el Montseny, las Gavarres, el Baix Ter y la bahía de L’Estartit, con sus islas Medes.

Propuesta de itinerario

Itinerario al castillo, a la ermita de Santa Caterina y al Cau del Duc, partiendo de Torroella de Montgrí. Puede dejar su coche en el aparcamiento y comenzar el recorrido a pie, desde la plaza del Lledoner y la calle de Fàtima.
Al final de esta calle verá un letrero indicativo (Castell del Montgrí ). A partir de aquí, siga las señales en rojo y blanco que irá encontrando marcadas en algunas piedras.
Cuando llegue a la cruz, podrá optar por dirigirse a la ermita (bajando al valle de Santa Caterina) o subir al castillo (siguiendo el camino de la derecha). Unos 50 metros antes del castillo, encontrará indicado el camino que lleva al Cau del Duc.

ARTE, MÚSICA Y CULTURA

UN MUNICIPIO ARTÍSTICO
CON EL PULSO RÍTMICO Y VARIADO

Arte, música y patrimonio sitúan nuestro municipio a la altura de los destinos culturales más importantes de Cataluña.

Y de todas las artes, la música es quizá la que late con mayor fuerza. La herencia nos viene de lejos y, con el paso del tiempo, hemos conseguido un rico bagaje musical que se traduce en un variado programa de audiciones, conciertos y bailes de sardanas durante todo el año, así como en el prestigioso Festival Internacional de Músicas, que se celebra cada verano.

Esta es también tierra de pintores, escultores, escritores y fotógrafos. El dinamismo cultural ha generado la presencia de fundaciones privadas y galerías de arte que se han establecido en nuestra ciudad: Fundación Vila Casas, Fundación Mascort, Michael Dunev Art Projects, Atrium Roca Sans y Traç d’Art (en l’Estartit) y de espacios municipales como la Capilla de Sant Antoni en Torroella y la Sala de Exposiciones del Consell Municipal, en l’Estartit.

MUSEU DE
LA MEDITERRÀNIA

Museo del Mediterráneo y Centro de Interpretación del Parque Natural del Montgrí, las islas Medes y el Baix Ter

El Museo del Mediterráneo nos abre las puertas al descubrimiento y el conocimiento del mar que le da nombre, partiendo del macizo del Montgrí, la llanura del Baix Ter y las islas Medes. El centro nos invita a una experiencia participativa para mayores y pequeños durante la cual podremos percibir los aromas de este Mare Nostrum, escuchar sus sonidos y sus músicas, tocar su historia y disfrutar de un audiovisual panorámico que nos acerca al Mediterráneo actual.
El museo es también la sede del Centro de Interpretación y puerta de entrada del Parque Natural del Montgrí, las Islas Medes y el Baix Ter.
Uno de los más claros exponentes del compromiso local con la cultura lo tenemos en el Museo del Mediterráneo, equipamiento creado en el 2003 con el objetivo de interpretar, difundir y custodiar el legado natural e histórico del Montgrí, el Baix Ter y las islas Medes.

X

X

X

X